Toggle Nav

Ocean’s Wildlife Populations Down by Half, Says New WWF Report

English | Español

A new WWF report reveals an alarming decline in marine biodiversity over the last few decades. According to WWF’s Living Blue Planet Report, populations of marine vertebrates have declined by 49% between 1970 and 2012, with some fish species declining by almost 75%.

In addition to fish, the report shows steep declines in coral reefs, mangroves and seagrasses that support marine food webs and provide valuable services to people. With over 25% of all marine species living in coral reefs and about 850 million people directly benefiting from their economic, social and cultural services, the loss of coral reefs would be a catastrophic extinction with dramatic consequences on communities.

According to the report, the biggest drivers of these declining trends are from human actions--mainly overfishing, habitat destruction, and climate change. Although the report paints a dim picture of ocean health, it also provides solutions and opportunities to turn the tide. It highlights the need to protect critical marine habitats, manage fish stocks more sustainably, improve fishing practices, and redirect financial flows to support these needed initiatives.

“The good news is there are abundant opportunities to reverse these trends,” said Brad Ack, senior vice president for oceans at WWF. “Stopping black market fishing, protecting coral reefs, mangroves and other critical ocean habitats, and striking a deal in Paris to slash carbon pollution are all good for the ocean, the economy, and people. Now is the time for the US and other world players to lead on these important opportunities.”

One immediate opportunity for international action happens later this month when world leaders meet in New York to discuss the UN’s Sustainable Development Goals. At the meeting, it’s essential that political leaders support the goals with significant investment and meaningful implementation plans to address the habitat destruction, illegal fishing, overharvest, and marine pollution driving the degradation of our oceans.

“The ocean is a renewable resource that can provide for all future generations if the pressures are dealt with effectively,” said Marco Lambertini, Director General of WWF International. “If we live within sustainable limits, the ocean will contribute to food security, livelihoods, economies and our natural systems.”

Report is available for download at https://www.worldwildlife.org/publications/living-blue-planet-report-2015.

 

Poblaciones de mamíferos marinos, aves, reptiles y peces se han reducido a la mitad en los últimos cuarenta años, según nuevo informe de WWF.

Un nuevo informe de WWF revela una alarmante disminución de la biodiversidad marina en las últimas décadas. Según el Informe del Planeta Vivo, Océanos de WWF, las poblaciones de vertebrados marinos han disminuido en un 49% entre 1970 y 2012. El estudio subraya la severa caída en las poblaciones de peces comerciales, como la pérdida del 74 por ciento de la familia de peces para consumo que incluye atunes, caballas y bonitos.

Además del stock de peces, el informe muestra que más del 50% de arrecifes tropicales han perdido su capacidad de recuperación debido en gran parte al aumento de temperatura y acidificación de los mares. Adicionalmente el desarrollo turístico no planeado y otras actividades costeras han llevado a la destrucción del 20% de manglares y 29% de pastos marinos. Los arrecifes coralinos son el hogar de más del 25% de todas las especies marinas y proporcionan valiosos servicios económicos, sociales y culturales a unas 850 millones de personas. Por lo tanto, la pérdida de arrecifes coralinos sería catastrófica y de drásticas consecuencias para las comunidades.

Según el informe, las mayores causas de estas tendencias decrecientes son las actividades humanas, principalmente la pesca excesiva, la destrucción del hábitat y el cambio climático.

Aunque el informe pinta un panorama oscuro sobre la salud de los océanos, al mismo tiempo proporciona soluciones y oportunidades para cambiar el rumbo. El informe destaca la necesidad de proteger hábitats marinos críticos, administrar las poblaciones de peces de forma más sostenible, mejorar las prácticas pesqueras, y redirigir los flujos financieros para apoyar estas iniciativas altamente necesarias.

"La buena noticia es que hay abundantes oportunidades para revertir las tendencias", expresó Brad Ack, vicepresidente de océanos en WWF. "Acabar con el mercado negro pesquero, proteger los arrecifes de coral, los manglares y otros hábitats marinos críticos y llegar a un acuerdo en París para reducir la contaminación de carbono, son todas de gran beneficio para el océano, la economía y las personas. Este es el momento para que Estados Unidos y otros líderes mundiales encabecen estas grandes oportunidades".

A finales de este mes habrá una oportunidad inmediata para actuar a nivel internacional, cuando los líderes mundiales se reúnan en Nueva York para discutir los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Organización de las Naciones Unidas (ONU). En dicha reunión, será crucial que los líderes políticos apoyen los objetivos con inversiones importantes y planes concretos de implementación a fin de enfrentar la destrucción del hábitat, la pesca ilegal, la sobreexplotación y la contaminación marina que ocasionan la degradación de nuestros océanos.

"El océano es un recurso renovable que puede seguir proporcionando grandes beneficios a las generaciones futuras si manejamos las presiones de manera efectiva", manifestó Marco Lambertini, Director General de WWF Internacional. "Si vivimos dentro de los límites de la sostenibilidad, los océanos contribuirán a la seguridad alimentaria, los medios de subsistencia, las economías y los sistemas naturales".

Liga al Reporte:
https://www.dropbox.com/s/3hdqusp7vbthnnx/Living%20Blue%20Planet%20Report%202015%20Final_LR.pdf?dl=0