Los plásticos

plastic on a beach Greg Armfield WW275057

Los residuos plásticos están sofocando a nuestro planeta. Están matando especies marinas, contaminando el aire que respiramos y dañando cada vez más a nuestros océanos y ríos. El plástico está en todos lados, en parte debido a que tiene muchas ventajas para el empaque y otros usos. Por ejemplo, el plástico es esencial para prevenir el desperdicio de alimentos, mantener el equipo médico en condiciones higiénicas y constituye un empaque liviano. Pero por más útil que sea, el plástico no pertenece a la naturaleza.

Se estima que 8 millones de toneladas de plástico llegan hasta nuestros océanos cada año; esto equivale a un camión de volteo cada minuto. El plástico tarda cientos de años en degradarse y apenas estamos empezando a comprender su impacto en la vida silvestre. Si no cambiamos el sistema global de producción, consumo y manejo de los residuos plásticos, se estima que para el año 2050 el equivalente en peso a la cantidad total de residuos plásticos en los océanos será mayor que el de todos los peces. Además para entonces, el 99% de las aves marinas habrán ingerido plástico.

Muchos de nosotros hacemos esfuerzos adicionales: reciclamos, llevamos bolsas y cubiertos reutilizables o buscamos productos con empaques sostenibles. Sin embargo ninguna persona, comunidad, organización o gobierno puede hacer frente a este problema por sí solo. La visión de WWF de lograr que no haya plásticos en la naturaleza para el año 2030 requiere enfrentar al problema desde la raíz. La mitad de todo el plástico que se ha producido hasta hoy se fabricó tan solo en los últimos 15 años. La contaminación por plásticos continuará causando estragos en la naturaleza si no hacemos nada al respecto.

Para acabar con el flujo de los plásticos que llegan hasta la naturaleza debemos encontrar más que soluciones parciales. Las empresas, los gobiernos y las personas debemos unirnos en torno a un plan integral para lograr un verdadero cambio.

POR QUÉ ES IMPORTANTE

QUÉ ESTAMOS HACIENDO EN WWF

REDES FANTASMA

Las artes de pesca abandonadas o redes fantasma son una gran amenaza para la biodiversidad marina y, por volumen, se calcula que representan hasta el 10% de los desechos plásticos en nuestros océanos. Si bien esto puede parecer una cifra pequeña, las redes fantasma son la forma más dañina de contaminación por plásticos para las especies marinas. Las redes fantasma capturan vida silvestre, contaminan los hábitats y entran a la red alimenticia a medida que se degradan. Además, las redes fantasma afectan al 45% de todos los mamíferos marinos de la Lista Roja de Especies Amenazadas.

REVOLUCION DE LOS PLÁSTICOS

La campaña "No Plastic in Nature" de WWF busca poner fin a la crisis de contaminación por plásticos mediante un enfoque holístico. No existe una única solución, necesitamos una combinación de estrategias y compromisos de todos los sectores. Al involucrar a todos los interesados -gobierno, empresas y el público- podemos examinar cada aspecto del ciclo de vida de cualquier material plástico e identificar los elementos clave que necesitan ser modificados.

Si bien nuestro objetivo para el año 2030 es eliminar que los plásticos lleguen a la naturaleza, también nos hemos propuesto una meta para el 2021: establecer un acuerdo global legalmente vinculante para poner fin a la contaminación por plásticos. Dicho acuerdo incluiría objetivos específicos y pavimentaría el camino para que cada nación elabore un plan de acción para abordar la epidemia de la contaminación por plásticos. WWF está comprometido a colaborar con el gobierno de Estados Unidos y asegurar el apoyo de nuestros funcionarios electos en este acuerdo de "París por los Plásticos".

TRABAJANDO CON EL SECTOR PRIVADO

Las empresas se encuentran en una posición privilegiada para ayudar a impulsar un cambio transformador a gran escala, mejorando su propia huella de contaminación por plásticos e influyendo en gobiernos y consumidores para que hagan lo mismo.

A través del centro de activación de WWF ReSource: Plastic, buscamos rediseñar la forma como las empresas obtienen, utilizan y desechan los plásticos. Para obtener más información sobre ReSource: Plastic, visita resource-plastic.com.

En coordinación con varias empresas de marcas de consumo global, WWF también ha establecido la Bioplastic Feedstock Alliance (BFA), una organización orientada a la investigación científica, cuyo objetivo es evaluar diversas materias primas bioplásticas para comprender mejor las oportunidades potenciales de sostenibilidad de cada una. El BFA ayuda a que la cadena de suministro emergente de la industria bioplástica avance en una dirección positiva.