Nuevo informe muestra qué pueden hacer las empresas para ayudar a eliminar los desechos plásticos

TurletPlastic 1

El plástico está en todas partes. Está en nuestra comida y agua. Se encuentra en cientos de especies de vida silvestre. Ha encontrado su camino hasta los lugares más remotos del mundo. Los desechos plásticos tardan siglos en degradarse y están contaminando los ecosistemas y las especies de una manera que nunca antes pudimos imaginar.

Un camión de basura lleno de residuos plásticos llega a nuestros océanos cada minuto. A lo largo del año, esto representa 8 millones de toneladas de plástico que entran a los océanos. Si continuamos con esta tendencia, el futuro será muy peligroso para la naturaleza y la gente. Se estima que para 2050, el 99% de las aves marinas habrán ingerido plástico. La crisis de los residuos plásticos representa una amenaza urgente y de rápido crecimiento para todo el mundo. Para evitar una catástrofe, tenemos que detener el flujo de los desechos plásticos que llegan a la naturaleza, ahora mismo.

Olvídate de las soluciones sistemáticas. Debemos reconsiderar el ciclo de vida del plástico en su totalidad -cómo obtenemos, diseñamos, manejamos y reutilizamos los materiales plásticos de los que dependen las comunidades- e involucrar a los actores clave en cada etapa del proceso. La escala global y la complejidad del desafío exigen una respuesta multifacética y coordinada que abarque todas las regiones del mundo y todos los sectores de la sociedad.

El sector privado tiene un papel especialmente importante que desempeñar. Las empresas pueden fomentar un cambio positivo en sus operaciones directas y en todas sus cadenas de suministro, motivar y colaborar con otros líderes de la industria y proveedores de servicios, influir en las políticas públicas, involucrar a los consumidores y fomentar el diálogo, precisamente el tipo de efecto multiplicador que necesitamos para alcanzar la meta global de WWF de eliminar los plásticos en la naturaleza para el año 2030.

El reciente informe de WWF, "No Plastic in Nature: A Practical Guide for Business Engagement", analiza el alcance y las causas ocasionadas por la crisis de los residuos plásticos y proporciona una guía clara y pragmática para que las empresas lideren la necesaria revolución de los plásticos.

TrashSea

Un camión de basura lleno de residuos plásticos llega a nuestros océanos cada minuto. A lo largo del año, esto representa 8 millones de toneladas de plástico que entran a nuestros océanos.

Para la creación de este informe, WWF aportó su experiencia en diversas áreas, un proceso adecuado dado el importante papel que debe desempeñar la colaboración en todas nuestras recomendaciones. Por medio de un análisis de mejores prácticas, investigación independiente y casos de estudio, el informe sintetiza lo que funciona y lo que se puede adaptar. Específicamente, hay cuatro formas en que las empresas pueden impulsar un cambio general:

  • Adoptar la colaboración estratégica: realizar mejoras intencionales de diseño maximizará el impacto.
  • Cambiar la forma de pensar sobre el diseño, el empaque y la distribución, tomando en cuenta las etapas posteriores al ciclo de vida del plástico. El resultado será una mejora en las tasas de reciclaje y compostaje, así como mercados sólidos para materiales reciclados.
  • Involucrar a los consumidores en formas que cambien el comportamiento a largo plazo.
  • Innovar la manera en que actualmente recolectamos, reciclamos y compostamos los residuos.

La crisis de los residuos plásticos representa un desafío común para la naturaleza, las comunidades y los negocios. El objetivo global de eliminar los plásticos en la naturaleza puede ser alcanzado y ahora ya contamos con una guía para lograrlo. Hacemos un llamado a las empresas para que nos ayuden a guiar el camino.